Beneficios de usar cremas con camomila

Conocida como manzanilla y utilizada para infusiones, la camomila es mucho más que un ingrediente natural para el tratamiento de catarros o para conciliar el sueño. 

La polivalencia de esta planta ha permitido usarla en el mundo de la cosmética y la medicina con fines de aclaración capilar e hidratación dermatológica.

Camomila, ¿me quiere?, ¿no me quiere?

Cuántas veces no hemos deshojado una margarita preguntándonos por el amor de nuestras vidas. Y cuántas veces no hemos confundido una margarita con una camomila al consultar sobre el futuro de nuestro amor.

Tal vez en ese sencillo gesto empieza a desgranarse el verdadero potencial de la manzanilla, la camomila. Aunque las margaritas y la manzanilla son idénticas, su uso y propiedades son totalmente diferentes. 

La camomila, o manzanilla, es un ingrediente natural cada vez más utilizado en el sector cosmético por la necesidad de incorporar a la oferta dermatológica ingredientes más naturales.

Esta planta de origen europeo es un recurso de grandes propiedades para la cosmética y la medicina. Su uso más extendido es el derivado de su capacidad para aclarar la tonalidad del pelo. 

De hecho, son muchas las fórmulas de jabones, geles y champús para el pelo que incorporan este ingrediente para mantener la salud del cabello y aclararlo sin dañar el cuero cabelludo.

Las propiedades curativas de la camomila permiten usarla de múltiples formas y formar parte de un gran número de soluciones farmacológicas y cosméticas.

Propiedades y beneficios de la camomila

Sus propiedades curativas permiten su uso extendido en el ámbito de la medicina. Y no es para menos. 

La camomila posee propiedades antiinflamatorias efectivas contra contusiones e inflamaciones del organismo. Además, su acción antialérgica y bacteriana le permite constituir una defensa efectiva contra agentes externos, actuando contra alérgenos y bacterias. 

Las propiedades calmantes de la camomila ayudan a la digestión y reducen el estrés estomacal ocasionado por comidas copiosas. Y ese mismo efecto calmante se combina con la propiedad tranquilizante y calmante de la manzanilla para reducir el estrés y la ansiedad.

Las propiedades y beneficios de la camomila ayudan a realizar un control más estricto de la diabetes y a aliviar significativamente los dolores menstruales, lo que la convierte en una elección muy popular en el ámbito de la medicina y la cosmética.

Cremas con camomila

Los aceites esenciales y flavonoides presentes en la camomila le aportan propiedades descongestivas y suavizantes, lo que la hace estar presente en cremas cosméticas especialmente indicadas para pieles sensibles y atópicas.

El cuidado de la piel con cremas con camomila no altera el pH de la piel ni su capa hidrolipídica, equilibrándola, calmando irritaciones y rojeces o reduciendo el nivel de sensibilidad de la misma.

La cosmética nocturna también goza de los beneficios y propiedades de la camomila. Su efecto relajante permite incorporarla como ingrediente fundamental en tónicos, cremas y mascarillas para la noche. 

La fragancia de la camomila incita a una mayor sensación de bienestar, mientras actúa sobre la piel dejándola descansada y relajada. 

La acción antiinflamatoria, desintoxicante y depurativa la convierten en un ingrediente fundamental en las cremas y productos para pieles atópicas, sensibles o con problemas de acné. 

Para pieles especialmente delicadas o que requieren una formulación específica para un problema concreto, las cremas con camomila son la solución ideal, ayudando a limpiar la piel de imperfecciones y evitando la inflamación de la misma.

Efecto suavizante de la camomila

Las cremas con camomila están pensadas para incidir sobre zonas que se agrietan con facilidad y que requieren de una hidratación especial. Por eso, la camomila es un ingrediente presente en bálsamos labiales y cremas de manos o pies.

Las cremas y bálsamos labiales con camomila protegen los labios de la acción directa de la radiación solar y los hidratan durante un tiempo más prolongado para evitar sequedad y grietas.

Con las cremas de camomila, las irritaciones, rojeces y grietas son cosa del pasado. Su naturaleza inocua le permite ser utilizada en productos cosméticos para adultos, bebés y niños.

De hecho, las cremas para bebés incluyen en su elaboración la camomila para el cuidado más especial de la piel de los más pequeños de la casa. Un plus de protección e hidratación para las pieles más sensibles.

El efecto suavizante de las cremas con camomila aporta la hidratación necesaria para corregir los efectos de descamación y agrietamiento de la dermis, nutriéndola y devolviéndole la elasticidad que necesita.

Cremas con camomila, el tratamiento definitivo para pieles sensibles

Las cremas de efecto calmante con camomila están formuladas para aliviar e hidratar las pieles más sensibles, atópicas o especialmente reactivas. 

Su formulación, basada en una composición de los ingredientes más naturales con el especial protagonismo de la camomila permite aliviar significativamente los efectos irritativos que padecen las pieles sensibles.

En la formulación y elaboración de las cremas con camomila se extraen los ingredientes activos de la planta con CO2 para intensificar la acción regeneradora en la piel y aliviar de forma inmediata las rojeces y regenerar las zonas más irritadas.

De forma muy concreta, la camomila está especialmente indicada por su efecto calmante para aliviar las pieles con tendencia a padecer rojeces, ya que sus propiedades no aumentan la irritación de las pieles más reactivas ni resecan la piel como los alcoholes o los perfumes. 

Cosmética natural para todo tipo de pieles

La camomila es un excelente descongestivo y suavizante natural gracias a su alto contenido en aceites esenciales y flavonoides.

Sus propiedades estabilizantes la convierten en un ingrediente idóneo para el cuidado de todo tipo de pieles, además de constituir un componente dermatológico muy útil ante irritaciones y rojeces en especial por su demostrada acción calmante sobre las terminaciones nerviosas.

El uso de cremas con camomila te permitirá disfrutar de una piel cuidada, relajada y descansada, además de beneficiarte de las propiedades desintoxicantes, calmantes, depurativas y antiinflamatorias de la manzanilla.

Descongestiona tu piel y reduce la inflamación con cremas elaboradas a base de camomila para mantener la mejor salud cutánea y el cuidado diario más completo de tu piel.

Definitivamente, la camomila, es un ingrediente natural apto para todo tipo de pieles que nos permite disfrutar de una amplia gama de productos cosméticos para conseguir la mejor hidratación para la piel a la vez que aplicamos un tratamiento purificador y altamente relajante. 

Aunque está especialmente indicada para pieles sensibles, la camomila permite ofrecer una gran variedad de productos para todo tipo de pieles y para todas las edades. 

En nuestro catálogo online disponemos de una amplia gama de cremas y productos elaborados con camomila para que cuides tu piel y la de los tuyos de la mejor manera. 

Porque la mejor solución para los problemas de inflamación e irritación cutánea y el estrés de la piel son los productos elaborados con extracto de manzanilla.

Producto agregado a la lista de deseos